sábado, 22 de agosto de 2015

Ted // 2012

Género: Comedia 
Dirección: Seth McFarlane
Protagonistas: Mark Wahlberg, Mila Kunis
Duración: 100 minutos
Año : 2012

No me pregunten porque pero estuve casi tres años pateando esta película. Supongo que el prejuicio frente al humor actual me había detenido por lo que acabe siempre pasando de ella. El caso es que la semana pasada, y aconsejado por mi padre, me decidí a verla. ¡Y grata sorpresa me llevé! Al menos un buen rato me pasé junto a este singular personaje llamado "Ted" y esta curiosa metáfora utilizada por Seth McFarlane (el creador de "Padre de familia", entra otras series) en torno a la incapacidad de algunos hombres para madurar. 

Desde un inicio el planteamiento de "Ted" es poco serio pero la película juega con aquello. Un niño desea que su osito de peluche cobre vida y lo acompañe en su crecimiento, lo cual no solo se vuelve realidad sino que en el largo plazo casi una pesadilla para el protagonista. Es así como John Bennett (el siempre cuestionado Mark Wahlberg) crecerá mano a mano con Ted, su mejor amigo y cómplice de su constante irresponsabilidad, el tipo se la pasa fumando marihuana y bebiendo cerveza en su sillón sin intención alguna de romper con aquella etapa. El problema se le dará cuando su novia Lori (Mila Kunis en lo de siempre, mostrando lo buenísima que está), le exija madurar y enfrentar su presente para continuar.

El solo ver a un oso de peluche bebiendo, consumiendo cocaína, teniendo sexo con una chica o hablando groseramente todo el tiempo ya es razón suficiente como para pasarse un buen rato acá. Si a eso agregamos una serie de guiños cinéfilos y/o melómanos, como la graciosísima escena en que John se topa frente a frente con su ídolo (el protagonista de la serie Flash Gordon, con música de Queen incluida) o a Ted posteriormente cantando en karaoke un clásico noventero de los intrascendentes Hottie & the blowfish, que decir, momentos divertidos aquí sobran. El problema, sin embargo aparece durante la última media hora de película, cuando esta en lugar de aprovechar la oportunidad y ahondar sobre la crisis masculina de los cuarenta decide transformarse en una telenovela rosa y se centra en la relación John/Lori, cerrando mal una comedia que daba para más.

Con todo, "Ted" es divertida, original y merece la pena ser revisada. Ahora, "Ted 2" es otro cuento, pero aquello vendrá en una futura reseña. 

3.5 // Muy buena! 
                                     

Otras reseñas de Mark Wahlberg:
2015 // The Gambler
2010 // The Fighter

jueves, 6 de agosto de 2015

St. Vincent // 2014

Género: Comedia dramática
Dirección: Theodore Melfi
Protagonistas: Bill Murray, Naomi Watts, Melissa McCarthy
Duración: 100 minutos
Año : 2014


Desde hace rato que Bill Murray está pegado en el mismo papel de viejo inexpresivo, indolente y algo (o bastante en este caso) desagradable, de ahí que una película como "St. Vincent" pareciese estar hecha completamente a su medida. 

Conocemos acá la vida de Vincent, un hombre solo, desagradable, sucio, entregado al alcohol y las apuestas. Un día cualquiera llegará a su vida una nueva vecina y su hijo, el cual a poco andar generará una curiosa relación con él, humanizando un tanto su existencia. En ese sentido "St.Vincent" no nos muestra nada demasiado original ni tampoco es una película que logre el impacto emocional que pretende (el cierre, por ejemplo, es demasiado típico y busca el llanto de manera evidente) pero si nos divierte, sobretodo gracias a un guión lleno de chistes escritos a la medida de Murray, quien como comencé mencionando acá se encuentra en su salsa. Lo acompañan en su labor Naomi Watts y Melissa McCarthy, la primera intentando aportar dosis de buen humor (aunque está muy sobre actuada) mientras que la segunda entrega el componente dramático, cumpliendo de mejor forma con su rol. Eso si, a la hora de intentar hacer el cruce desde la comedia al drama "St. Vincent" acaba cojeando severamente al transformarse en una película demasiado cliché, llena de escenas que hemos visto muchas veces en el cine. 

Con todo, la desfachatez del protagonista genera momentos muy simpáticos que vale la pena disfrutar, pero mucho más que eso acá no hay.
Buena, se deja ver. 

martes, 28 de julio de 2015

The Human Centipede 3 (Final Sequence)

Género: Terror
Dirección: Tom Six
Protagonistas: Dieter Laser, Laurence R. Harvey, Eric Roberts, Tom Six
Duración: 120 minutos
Año : 2015


Sabíamos que lo arruinaría y efectivamente lo arruinó. Y es que si las segundas partes son malas, las terceras ni te cuento. Ahora, con todo, el holandés Tom Six había logrado en "The human centipede 2 (full sequence)" superar la prueba entregándonos una película que al menos resultaba interesante en su trámite, sin embargo, para esta vez claramente se ha quedado sin ideas por lo que se ha visto en la necesidad de recurrir descaradamente a la exageración, al morbo y la constante auto parodia.

Pero hablemos de la película. La primera sorpresa llega acá con la aparición en escena de Dieter Laser y Laurence R. Harvey, los dos realizan papeles diferentes a los que ya les conocíamos pero ambos están peor, mucho peor. Laser encarna a Bill Boss, un director de prisión bastante deschavetado e hiper ventilado. Bill Boss desvaría y grita todo el tiempo lo cual evidentemente viene pauteado desde la dirección generando así un papel a ratos divertido pero por momentos sobre actuado a un nivel ridículo. Ahora, con todo, la actuación de Laser sostiene toda la película ya que esta no posee nada más, es una cinta completamente hueca cuyo único sostén radica en el histrionismo del protagonista y un puñado de escenas grotescas. 

Acompañando a Laser vemos al mencionado Laurence R. Harvey en un rol poco aprovechado, a Eric Roberts en un par de escenas como gobernador y al mismísimo Tom Six haciendo de Tom Six. Por cierto, los minutos en que el director entra en escena deben ser lo más malo que esta tiene, son momentos en donde la tomadura de pelo se supera a si misma, el ritmo se vuelve terrible y todo acaba por hundirse. De hecho, durante la primera hora de película esta no es más que un monólogo de Dieter Laser, (SPOILER) ahí veremos a Bill Boss metiendo dedos en la vagina de su secretaria, cortando y comiéndose los testículos de un preso, torturando con paños hirviendo a otro, siendo violado de manera bastante curiosa, reventando sesos o robándonos un minuto de nuestra vida en un innecesario orgasmo en primer plano (FIN SPOILER). Acercándose a la recta final de película entra Tom Six a la pantalla y lo dicho, todo acaba por irse al carajo. 

Acá no hay por donde, lo que comenzó como una original cinta de horror ha acabado muy al estilo "Saw", es decir, funcionando con piloto automático y perdiendo todo lo interesante que alguna vez tuvo. Es probable que los amantes del gore se interesen por algunas de las escenas que acá se muestran pero de aquello ya hay mucho en el cine actual por lo que "The human centipede 3" pierde en todos los terrenos. Es ridícula, como auto parodia no alcanza a ser divertida y, salvo dos a tres escenas tampoco es tan fuerte visualmente hablando. 

No sería extraño el que Six añada una cuarta parte a la saga, la historia nos ha demostrado que todo lo malo siempre puede ser aún peor. Esperemos por el bien de todos que esto termine efectivamente acá y que Six deje de vender muertos, que es lo que lleva haciendo de un buen tiempo a la fecha. 


1.5 // Muy mala.

Otras reseñas de Tom Six:
2010 // The Human Centipede (First Secuence)
2013 // The Human Centipede 2 (Full Secuence)

miércoles, 22 de julio de 2015

A Most Violent Year // 2014

Género: Suspenso 
Dirección: J.C. Chandor
Protagonistas: Oscar Isaac, Jessica Chastain
Duración: 120 minutos
Año : 2014

¿Se puede vivir en el mundo de los negocios siendo un hombre honesto, escogiendo siempre el buen camino? Eso es lo que Abel Morales (Oscar Isaac), protagonista de esta película, ha querido demostrar durante su vida como empresario en el mundo de la distribución de gasolina. Abel se ha ganado el respeto e incluso la envidia de sus pares a causa de su buen actuar y por llevar adelante su "sueño americano", el de aquel hombre de esfuerzo que comenzó manejando camiones y terminó teniendo su propia exitosa empresa. En aquella tarea es acompañado por su cónyuge Anna (Jessica Chastain), una mujer fría, firme y tan decidida como él, pero al mismo tiempo capaz de romper con la ética si la ocasión así lo amerita. 

De pronto las cosas comenzarán a salir mal para la empresa dirigida por Abel, una serie de violentos asaltos a sus camiones lo han llevado a perder mucho dinero y de paso a generar una sensación de inseguridad entre sus trabajadores. Paralelamente a esto la fiscalía de la ciudad ha iniciado una investigación a causa de algunos supuestos manejos irregulares de dinero por parte de la empresa. No ha sido un buen año para Abel, sus inversionistas van en bajada por lo que con la soga al cuello deberá poner a prueba sus principios y ver hasta donde estos serán capaces de llegar.

Pese al ritmo inicialmente lento de la cinta, "A most violent year" poco a poco va generando un vértigo en los hechos realmente fascinante, al punto de mantenerte durante gran parte del trayecto completamente atrapado. El guiño a un clásico como "El padrino" acá es inevitable, con la salvedad de que nos encontramos esta vez frente a un poderoso de guante blanco y buenas intenciones. Ayuda muchísimo la actuación de Oscar Isaac, uno de los actores que anda tocado por estos tiempos, saliendo siempre bien parado frente al papel que sea y lo de Jessica Chastain también es sobresaliente. Ambos actores encarnan muy bien a esta intensa pareja que representa un claro blanco/negro en cuanto a carácter se refiere.

Hay vacíos en el guión, claro que si, los cuales inevitablemente le restan peso a la película. ¿Qué realmente pinta el fiscal y su investigación de la empresa? ¿Qué hay detrás de los recurrentes asaltos? Y así como estos, la cinta presenta mucho cabo suelto hacia el final, los cuales de todas maneras se perdonan gracias al buen rato que esta te regala. 

3.5 // Muy buena !

Otras reseñas de Oscar Isaac:
2015 // Ex Machina
2013 // Inside Llewyn Davis 

Otras reseñas de Jessica Chastain:
2014 // Interestellar
2011 // The tree of life

domingo, 19 de julio de 2015

Strangerland // 2015

Género: Drama
Dirección: Kim Farrant
Protagonistas: Nicole Kidman, Joseph Fiennes, Hugo Weaving
Duración: 110 minutos
Año : 2015

¿Una película más acerca de niños perdidos? Así es. Con la salvedad de que "Strangerland" pretende ir un poco más allá de lo evidente, utilizando la desaparición de dos menores como excusa para en realidad internarse en las sombras de una familia. En ese sentido, más que una película de suspenso que trate acerca de la búsqueda de estos jóvenes, estamos frente a un drama en toda regla, una cinta que aborda desórdenes psicológicos, culpas y temores. 

La película nos muestra a una pareja (soberbios Nicole Kidman/Joseph Fiennes) que se ha establecido junto a sus dos adolescentes hijos en una lejana localidad ubicada en el árido desierto de Australia, aunque con el correr de los minutos comprenderemos que estos vienen escapando de su pasado. Sin embargo, la desaparición (o más bien el escape) de los dos jóvenes desatará los peores terrores y el caos (que hasta ahora se mantenía contenido) al interior de la pareja.

Lo dicho, acá las actuaciones están muy bien, tanto Nicole Kidman haciendo de una madre que descarga en la sexualidad todas sus culpas y tormentos, como Joseph Fiennes como un padre que se ha aislado del resto a causa de la ira que lo inunda y Hugo Weaving en el rol del contenido policía del pueblo, han sabido llevar muy bien este drama que quizás peca a la hora de cerrar los conflictos, dejando muchos hilos abiertos (todo se insinúa más bien) y alargándose innecesariamente (los últimos veinte minutos se hacen muy pesados) pero que en el global logra cumplir, al menos escapando de lo típico. 

3.0 // Buena, se deja ver.


Otras películas de Nicole Kidman:
2013 // Stoker 

miércoles, 15 de julio de 2015

Just Before I Go // 2014

Género: Comedia  
Dirección: Courteney Cox
Protagonistas: Stifler (Seann Williams Scott) + varios
Duración: 90 minutos
Año : 2014


Tal parece que el éxito de Matthew McConaughey en el drama y ciencia ficción ha motivado a una serie de comediantes a escapar de su género natural e intentar demostrar el que efectivamente pasaron por una escuela de teatro. En esta ocasión ha sido Stifler (Seann Williams Scott) quien de la mano de una livianita comedia con tintes dramáticos, dirigida por la ex Friends Courteney Cox, se ha atrevido a ir un poco (sólo un poco) más allá del clásico personaje que lleva casi quince años interpretando. Y siendo honestos, durante escasos momentos el tipo lo logra su objetivo, el que nos olvidemos de Stifler, lamentablemente la película va perdiendo mucho peso en medida que avanza por lo que las buenas intensiones, tanto del actor como de la directora, acaban quedando en cero. 

Just before I go narra la historia de un hombre que a causa de su pasiva personalidad durante toda su vida se ha dejado llevar por el resto, por lo que tras ser abandonado por su esposa comprende que no hay nada que lo ate a esta vida así que decide optar por el suicidio, no sin antes realizar un recorrido por su pasado y enfrentar a unas cuantas personas que algún daño le causaron (de original poco). Y bueno, a partir de ahí la película realizará un recorrido en general divertido echando mano a un humor negro de clara connotación sexual y bastante explícito (erecciones, masturbación, que se yo, lo clásico).  

Lo peor de la película es que pinta de algo que no es, comienza como un drama y cuando comienzas a creerle acaba cayendo en la típica comedia, con ridículo final feliz incluido. Lo mejor es que te ríes un poco pero mucho más no hay.


2.5 // Irregular

viernes, 3 de julio de 2015

While We're Young // 2014

Género: Comedia dramática  
Dirección: Noah Baumbach
Protagonistas: Ben Stiller, Naomi Watts, Adam Driver, Amanda Seyfried
Duración: 90 minutos
Año : 2014

La crisis de los cuarenta en los tiempos modernos. De aquello va la más reciente de Noah Baumbach, quien junto a figuras de ayer y hoy ha logrado armar una película interesante, una de aquellas que pinta de comedia pero en el fondo retrata un drama bastante más cotidiano de lo que aparenta. 

Esta nos relatará la historia de Josh y Cornelia (Ben Stiller/Naomi Watts), una pareja de cuarentones que comparten una vida bastante tranquila, sin hijos ni demasiados sobresaltos. Él es un cineasta intelectualoide que lleva años estancado en un documental que no ha logrado sacar adelante, ella simplemente lo acompaña en su aventura. De pronto conocerán a Jamie y Darcy (Adam Driver/Amanda Seyfried) , un par de jóvenes libres de cualquier atadura, entregados a distintas experiencias, apasionados y llenos de energía. La forma de vida de estos cautivará a los protagonistas, al punto de motivarlos a realizar una serie de cambios en su actuar y comenzar a llevar una vida bastante más atrevida. Sin embargo, aquella atracción inicial de Josh en torno a la joven pareja acabará poco a poco generando conflictos en su interior, desembocando en toda una reflexión con respecto a los ciclos de la vida.

"Tengo 44 años y hay cosas que ya nunca haré" - menciona Josh en algún momento de la película. Aquella reflexión creo que resume en gran parte las intenciones de "While we're young" , un filme que reflexiona respecto a la pérdida de la pasión que se vive en la adultez y el que, aunque efectivamente nunca es demasiado tarde para recuperarla, no está demás aceptar que hay cosas que pasaron por nuestro lado para no volver, basicamente para mantener el hambre frente a lo que vendrá.

La película es entretenida pese a Ben Stiller, lo cual es un mérito importante. Lamentablemente cuando el comediante (?) se toma la pantalla acaba arruinando varias escenas a causa de su inevitable sobre actuación y su eterno (y molesto) personaje. Sin embargo hay que reconocer que el hombre esta vez puso todo de su parte para lograr actuar y el resultado en general se lo agradece. Acá nos encontramos con momentos pateticamente divertidos, algunas dosis de humor negro y una temática más que interesante que permite entregar un muy buen rato frente a la pantalla. 

3.5 // Muy buena!