lunes, 15 de noviembre de 2010

Hard Candy (2005)

Hard Candy (2005)
Género: Suspenso
Dirección: David Slade ("Eclipse")
Protagonistas: Ellen Page ("Juno", "Inception") , Patrick Wilson
Duración: 110 minutos

La historia va más o menos así: Jeff, un fotógrafo de 32 años chatea con Hayley, una niña de 14. Coquetean un par de semanas y luego deciden conocerse. El problema comienza cuando Jeff invita a la menor de edad a su departamento con la excusa de tomarle unas fotos. Se beben unos tragos y de pronto el hombre pierde el conocimiento, despertando a los pocos minutos sobre una silla, atado y prisionero. Comienza en ese momento el verdadero desarrollo de la película, el cual develará las reales intenciones de Hayley.

El argumento es interesante. Básicamente porque pone sobre la mesa dos temas actuales y que por estos años han dado mucho lugar a debate. El primero guarda relación con las relaciones virtuales que se establecen vía Internet, particularmente las que desarrollan menores de edad y el segundo con el contacto que hombres mayores pueden sostener con niños, hablando más claro: la pedofilia. Hoy en día un abusador de menores no necesita raptar a un niño en la calle, basta con que lo engañe y contacte vía internet para que se propicie el delito. Todo esto me permite afirmar que temáticamente la película daba para armar algo más que contundente.

Por si fuese poco, el filme comienza muy bien. Va directo al grano sin demasiadas introducciones. Me refiero a que a los 10 minutos de película la acción ya comienza a desarrollarse. Además, lo que uno esperaría de una cinta como esta es observar el como un adulto seduce a un menor de edad y comete algún tipo de abuso con él. Sin embargo acá los roles se invierten. La niña que en un comienzo se muestra (intencionalmente) insegura e inmadura es finalmente quien posee el control de los hechos, mientras que el hombre se encuentra completamente sometido a ella.

Es decir, tanto en el papel como en el factor sorpresa que posee el argumento, "Hard candy" pintaba para ser una tremenda película. Lamentablemente la dirección, a cargo de un primerizo David Slade, cometió tantos errores que terminó empobreciendo de manera torpe el filme.

Vamos enumerando los errores. El primero y más evidente de todos: el manejo del suspenso. ¡Terrible! Nunca te crees en realidad lo que está sucediendo. No les voy a contar la película, los invito a verificar por ustedes mismos lo que menciono y ver si lo comparten, pero me limitaré a decir que hay una escena dentro de la cinta que supone ser el momento de mayor tensión en la película y está tan mal manejada que se desperdicia completamente. Ni hablar del final, inverosímil. Véanla y opinen.

Lo segundo, el desarrollo de los personajes. ¡Ridículo!. Sobretodo la niña. Demasiado irreal el que una menor de 14 años sea tan astuta como para manejar todo lo que maneja. Se comporta como un profesional del delito que al mismo tiempo funciona como la mejor de las detectives privados. Insisto, completamente irreal. Faltó además mayor consistencia en torno a las motivaciones que tiene la niña para actuar de la manera en que lo hace. Hay temas que se dejan abiertos y nunca fueron abordados correctamente por el director.

Tercero, las actuaciones. Cuando una película tiene sólo dos personajes es vital que estos sean completamente creíbles. Acá tenemos a Ellen Page, una de las nuevas estrellas de Hollywood, quien tal como en "Juno" (la película que la dió mundialmente a conocer) saca adelante el papel de "niñita astuta pero malcriada y caprichosa", una de esas que creen que se las saben todas. Ellen logra en el espectador (al menos en mi) el efecto requerido. La odias, la detestas por momentos. El problema acá es que nunca le crees que tiene 14 años y que hay diálogos que se supone deben asustar pero casi causan risa (culpa compartida entre ella y el guionista). Y si Ellen Page deja una que otra duda, Patrick Wilson definitivamente da pena. Su personaje definitivamente no da el ancho requerido. Y si individualmente ambos protagonistas no realizan un gran trabajo, la química entre los dos si que es nula. No se producen juegos de complicidad ni tampoco se genera el suspenso adecuado.

En definitiva. "Hard candy" es una película con muy buenas ideas. Que plantea temas interesantes y que por ellos vale la pena ser vista. Lamentablemente la historia posee mucha inconsistencia en su desarrollo y falla donde nunca una película puede fallar: en la credibilidad. "Hard candy" termina quedándose en las ganas porque jamás termina de convencer, de hecho todo lo contrario, se deshace con mucha facilidad.

TRAILER

Calificación: (2/5. Regular. Te arriesgas)

Consejo: Pese a sus fallos yo te recomiendo que la veas, más que nada por los temas que plantea.

Puedes verla online y sin cortes ACÁ:

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada