sábado, 6 de septiembre de 2014

Filth // 2013

Género: Drama/Comedia negra   
Dirección: Jon S. Baird  
Protagonistas: James McAvoy    
Duración: 95 minutos
Año : 2013


En una primera pasada algo me resultó familiar en esta película de tono tan británico y que bajo exquisitas capas de humor negro e irreverencia esconde un drama de peso. Luego, cuando me enteré que "Filth" está basada en un libro de Irvine Welsh, el mismo que escribió "Trainspotting" (texto llevado al cine de manera fantástica por Danny Boyle en 1996), todo me hizo sentido.  En esta ocasión ha sido Jon S.Baird quien mediante un ritmo muy inquieto y ligero nos regala una película que cruza sexo, drogas y personajes grotescos, todo encuadrado en torno a la historia de Bruce Robertson, retorcido personaje interpretado de manera notable por James McAvoy, amo y señor de la pantalla durante la hora y media en la que se extiende la cinta. 

Bruce es un detective sin escrúpulos ni moral, digámoslo: un hijo de puta capaz de hacer lo que sea con tal de obtener su ansiado ascenso laboral. El caso de un asesinato se presentará como la excusa perfecta para que este utilice todas sus armas de manipulación y humillación contra sus pares para así figurar por sobre el resto. Sin embargo, bajo esta capa de aparente seguridad y desfachatez se esconde una persona enferma, quebrada psicológicamente y al borde del abismo. 

Las actuaciones acá están muy bien, destaca por supuesto el mencionado McAvoy, quien se devora el papel con sus caras y cambios bruscos de humor. El ritmo es ágil y de mucho vértigo, a ratos quizás es demasiado el ir y venir por lo que hay que estar muy despierto para seguirle el paso a la película, la cual además cuenta con uno de esos finales de sorpresa que siempre gustan tanto. Sin moralejas ni filosofía, lo de "Filth" es una provocadora historia, cruda, divertida y ágil. Vale la pena pasar un buen rato con ella.   


4 / 5
Excelente !


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada